¿Cómo se usa?

Paso 1. Humecta el jabón con un poco de agua.

Paso 2. Genera espuma abundante con tus manos.

Paso 3. Lava tu rostro.

Paso 4. Enjuaga con agua fría.